LOOK

Juego de Tronos: los secretos detrás de los peinados de Sansa, Cersei y Daenerys

Juego de Tronos: los secretos detrás de los peinados de Sansa, Cersei y Daenerys
Una de las sagas televisivas más populares de los últimos años ha llegado a su fin. Echemos un último vistazo a las tres mujeres más carismáticas de la serie para descubrir el simbolismo detrás de su estilo.

Ocho temporadas a lo largo de varios años, 73 episodios, 47 premios Emmy: estas son algunas de las cifras que describen el fenómeno de Juego de Tronos. Llamarlo sólo serie de televisión sería simplificarlo demasiado, su alcance fue tal que atrajo a un número récord de espectadores en HBO y generó un fandom internacional excepcionalmente amplio y activo.

Única por su trama y la profundidad de sus personajes, Juego de Tronos ha inspirado también en áreas fuera de lo estrictamente narrativo, entre ellas la relacionada con las costumbres y el aspecto del cabello. Estudiado hasta el mínimo detalle por Michele Clapton, los trajes han acompañado la evolución de los protagonistas a lo largo del tiempo, convirtiéndose en indicadores silenciosos de las características y los rasgos destacados de cada uno de ellos.

Los peinados también han contribuido a definir el carácter de los personajes, cada uno con características y símbolos específicos. Al igual que su vestimenta, el cabello de las tres mujeres, Sansa, Cersei y Daenerys, han cambiado con el tiempo, siguiendo la evolución de sus rasgos psicológicos.

El cabello liso liberador de Sansa
El personaje interpretado por Sophie Turner durante los episodios siempre ha traído un look de cabello complicado y elaborado. Como la actriz reveló hace unos años, el cabello de Sansa representa lo que puede aprender de las personas que la rodean. El super liso adquiere por lo tanto el poder de una declaración de crecimiento, demostrando que es suficiente por sí misma, que ella puede controlar su propio destino.

El cabello corto y feroz de Cersei Lannister
Cersei sufre una de las transformaciones de apariencia más obvias. Durante las primeras cinco temporadas, llevaba el pelo largo, de un color cobrizo suave y castaño, siempre entrelazado o con recogidos peculiares y de una manera decididamente femenina, y luego se convirtió en un corto masculino, sobrio y austero durante un momento crítico de su historia personal. La transición de largo a corto es un símbolo silencioso de su transformación interior, que la lleva a una sed de venganza profunda.

Las sangrientas trenzas de Daenerys Targaryen
También ella empieza con un cabello largo y ondulado, a menudo recogido en trenzas elaboradas. Su color es rubio platino, que combina con el blanco de su ropa, símbolo de la pureza de su intención. Sin embargo, en la última temporada, sus trajes se vuelven cada vez menos inmaculados, marcando una corrupción interna gradual, enfatizada paso a paso al aumentar sus trenzas en la cabeza, una por cada oponente asesinado durante la pelea.

El cuidado y la atención a los detalles con los que se ha realizado el diseño de los personajes demuestran, una vez más, cómo el peinado es un elemento importante para comunicar con la imagen. Un detalle que va más allá del caso particular y se convierte en la inspiración para el trabajo diario en los salones de belleza, ya que incluso una belleza prêt-à-porter debe estudiarse a medida y cuidarse en todos sus aspectos.